Centro de Psicología Clínica y Psicoterapia / tel: (55) 5709-1107

INFIDELIDAD : CÓMO SUPERARLA

TERAPIA PSICOLÓGICA MÉXICO DF

En el Centro R&A Psicólogos contamos con un equipo de 15 psicólogos con diferentes especialidades lo que permite atender los distintos padecimientos y trastornos. Si estás interesado en acudir con un psicólogo a terapia psicológica para superar una infidelidad, en R&A Psicólogos te ofrecemos servicios especializados (de forma individual o en pareja).

Cómo superar una infidelidad: terapia de pareja

Superar una infidelidad es posible: cómo les ayudará una terapia de pareja

Las buenas noticas para las parejas es que en la mayoría de los casos la superación de una infidelidad es posible, y una pareja puede sobrevivir a una infidelidad. La terapia de pareja puede ser una enorme ayuda a sanar una relación que ha sufrido de infidelidad. Un requisito fundamental para dar lugar a esto, es que la persona que incurrió en la infidelidad deje completamente de ver a la persona con la que fue infiel. Si no se da este paso inicial, no hay prácticamente nada que se pueda rescatar de la relación. Cómo superar una infidelidad: 

❖ El terapeuta mantendrá una actitud neutra y sin prejuicio respecto a la persona que cometió la infidelidad. A pesar de todo y lamentablemente, la infidelidad es algo humano, y el hombre o la mujer pueden equivocarse en algún momento de la vida en pareja. Esto no debe significar que todo está perdido. El arrepentimiento sano tendrá que ver con un ser capaces de adoptar un punto de vista que le permita experimentar que en el engaño, contrario a lo que ha experimentado antes, no hay ninguna ganancia, sino más bien una pérdida. Esto supone un aprendizaje. Y la pareja puede aprender a conjurar, a dejar afuera cada vez más la posibilidad de que ocurra una infidelidad.

❖ El terapeuta no tendrá una postura respecto a la decisión de si deben seguir juntos o no. No los persuadirá de que sigan tal o cual dirección. Sin embargo, sí los invitará, en la medida en que estén de acuerdo ambos, a suspender temporalmente la decisión de si deben continuar o separarse, y les ofrecerá como conveniente esperar a que se disipe un poco la nube de confusión en la que están envueltos, para poder tomar mejores decisiones. Entender qué ha pasado, cuáles son las consecuencias de lo sucedido y sus causas, ayuda a tomar la decisión, ya sea quedarse o irse,  con mayor convicción y determinación; y esto ayuda a tener más tranquilidad y seguridad, en una etapa de la vida que necesariamente va a ser difícil y dura. El psicólogo les ayudará por tanto a que tengan el  panorama más amplio y claro posible para que tomen la decisión que mejor les convenga.

❖ El terapeuta les recomendará que eviten comentar "de más" de la situación de infidelidad con amigos o familiares. Esto debido a que, en muchos casos, familia y amigos tienden a tomar partido, y por tanto a influenciar y a presionar a tomar decisiones que, independientemente de las buenas intenciones, pueden complicar más las cosas e incluso ocasionar algún daño innecesario. Es importante que la pareja sea capaz, aunque sea por última vez, de que encuentre los recursos para tomar la decisión que tengan que tomar en el interior mismo de la relación.

❖ El terapeuta les dará herramientas para que accedan y compartan sus emociones. Se les motivará a que hablen entre ellos, tanto en sesión como en casa.

❖ El terapeuta explorará en la historia de cada uno con cierto detalle. Mediante la exploración del pasado, se puede conocer mejor los mecanismos usualmente empleados para lidiar con las dificultades, para después realizar una evaluación y los reajustes necesarios para asimilar adecuadamente el problema que están viviendo.

En qué puede ayudar la terapia de pareja para superar una infidelidad

La psicoterapia de pareja puede ayudar en primer lugar a la decisión ante la que la pareja es confrontada, de saber si es conveniente continuar o no con la relación después de sufrir una infidelidad, para luego ayudar a  asimilar adecuadamente los sentimientos que surgen después y a raíz de una infidelidad. La meta de una terapia de pareja es promover los recursos en cada uno en la pareja para poder superar completamente la infidelidad. Algo muy importante, es que independientemente de si la pareja desea continuar juntos o no, el haber vivido este evento los confronta a ambos a un reto, que es necesario que logren asimilar correctamente, de modo que en un futuro, ya sea estén juntos o separados, no arrastren las consecuencias negativas de la infidelidad que sufrieron, y corran el riesgo de que se reconstruya en el futuro una situación muy similar a la que están viviendo actualmente. Es por esto que en la terapia de pareja se les invita a que, independientemente de si se decide continuar con la relación o no, se detengan ambos a echar luz en la situación crítica que están viviendo, y que logren obtener un aprendizaje del evento, para cada uno por separado y, siempre se espera, también para la relación. En cierto sentido se les invita a que suspendan la decisión de si van a continuar juntos o no, y que se concentren en entender qué fue lo que pasó, y en asimilar las consecuencias negativas que se les vienen encima a ambos. Y solo después centrarse en la pregunta de una posible separación o en la posibilidad de continuar la vida juntos.

El terapeuta puede ayudar a cada uno en la pareja a descubrir el nivel de compromiso hacia la relación, enseñándoles habilidades para reparar la confianza, y generando las condiciones para que pueda existir un proceso de "sanación".

Por otra parte, también es posible tratar las consecuencias de una infidelidad con terapia individual, en caso que se decida no continuar con la relación de pareja.

cómo superar una infidelidad femeninaCómo ayuda la terapia de pareja a superar la infidelidad

El terapeuta ayuda a entender la naturaleza de la relación al promover una evaluación sincera de las fortalezas y debilidades de la relación. Necesariamente, al realizar esta evaluación se identificarán dificultades, resentimientos del pasado y patrones dañinos en la relación, que son anteriores al evento mismo de la infidelidad y que evidentemente será importante trabajar con ellos (para entender qué factores orillaron a uno de ellos a incurrir en una infidelidad). Sin embargo, es importante también aclarar que se trabajará con esos problemas del pasado de forma independiente y paralela al problema actual de infidelidad que sufre la pareja. Porque si bien están relacionados con la situación de la infidelidad, estos problemas no pueden mezclarse. Lo primero que hay que atender es la falta que supone el acto de infidelidad, y que deja a uno de los dos en deuda con el otro y con la relación. Ahora bien, si bien ambos en la relación han cometido errores en el pasado, el acto de infidelidad es una falta que es exclusivamente de la persona que incurre en una infidelidad. Es como si ambos estuvieran sentados construyendo un castillo de arena, y conforme pasa el tiempo y,  con las habilidades y deficiencias de cada uno para construir el castillo, observan cómo va quedando y no les gusta y, "de repente" uno de los dos, por frustración, descontento, o por resentimiento, se levanta y patea el castillo. Ambos están esforzándose por erigir este castillo de arena lo mejor que pueden, con los errores que puedan tener por el hecho simple de no ser perfectos, confiando ambos en que el otro va a continuar en el intento de mejorar y crecer, y es uno solamente el que incurre en la falta de hacer mal uso de la confianza que se le ha dado.

La infidelidad en primer lugar se  considera como una falta en el sentido de abuso de confianza (se me ha dado un crédito y he hecho un mal uso de ese crédito). Por esto una falta como esta es exclusivamente de uno, y no de ambos. Esto no significa que el otro, la persona víctima de la infidelidad, tenga que quedarse con los brazos cruzados. Ambos tienen un reto frente a ellos, y si bien la tarea de la persona infiel es reconocer la falta y la deuda que le genera a la relación, y pagar esta deuda, la tarea de la persona afectada es saber cobrar, es decir evitar que esta deuda se convierta en algo impagable  al extenderse durante años y años y vivir en resentimiento. El reto que tienen ambos frente a sí, en la medida en que exista todavía amor y quieran salvar la relación, es hacer lo posible para evitar que la deuda se convierta en una deuda infinita, uno aprendiendo cómo pagar la deuda, el otro aprendiendo cómo cobrarla (es importante subrayar que cobrar, bajo ningún punto, significa aquí vengarse. Cobrar, significa en primer lugar, no seguir después de una falta (como es la infidelidad), como si nada hubiera pasado. Un riesgo que se corre y al que se tiende y que se tiene que evitar a toda costa, es que la víctima, por miedo a perder la relación o por confusión, decida participar de la culpa de la infidelidad). La terapia puede ayudar a las personas que tienden a culparse por la infidelidad de su pareja a encontrar nuevas perspectivas que le ayuden a manejarlo mejor.

 

Leer más sobre las "Terapias psicológicas" que ofrecemos en R&A Psicólogos.

 Consejos para superar una infidelidad

¿Sufriste de una infidelidad?

❖ La infidelidad se puede superar, y dependerá del amor que quede todavía en la relación.

❖ La separación siempre es una opción, sin embargo conviene no tomar ninguna decisión cuando todavía existe mucha confusión. Es importante tener cierto entendimiento de qué fue lo que pasó, para tomar la mejor decisión para ambos (juntos o separados).

❖ Bajo ninguna circunstancia te culpes por la infidelidad de tu pareja. Esto solo dificultará el reto de superar lo sucedido.

❖ Recuerda que el tiempo no cura una infidelidad, simplemente desvanece paulatinamente el dolor. La superación de la infidelidad es algo que se tiene que conquistar.

❖ Si tu pareja desea regresar, tendrá que "ganarse" el derecho de hacerlo. Debes renegociar cómo llevar la relación de tal forma que funcione para ambos.

❖ Tendrá que llegar el momento en que des el paso y decidas dejar en e pasado lo sucedido. Lo que implica ser capaz de no volver a hacer reclamos en futuras discusiones. Es imprescindible que puedas ponerle una fecha límite al evento; si no sucede, no se podrá reconstruir la relación satisfactoriamente.

¿Cometiste una infidelidad?

❖ Reconoce los problemas que has ocasionado al haber sido infiel. No puedes cambiar lo que no reconoces. Además, lo que lastima no es la honestidad, sino el engaño pasado.

❖ Para poder recuperar tu relación, es necesario dejar de ver totalmente a la otra persona.

❖ Tienes que ser tajante en tus decisiones: o bien dejar el matrimonio y dejar a tu pareja libre, o bien comprométete al 100%

❖ Hazte constantemente la pregunta, qué puedo hacer para ayudar a mi pareja a asimilar el pasado

❖ Medita respecto al valor que le estás dando a la confianza en general. Realmente, no le estás dando suficiente importancia a ser o no digno de confianza.

❖ Para que tu pareja pueda recobrar la confianza, tienes que ceder razonablemente y permitir más transparencia en donde había más privacidad. Por ejemplo, que tu pareja pueda saber donde estás, que el teléfono celular esté accesible en la mesa, y sin contraseña, etc. Es importante que esto se realice solo temporalmente. Ambos pueden llegar a un acuerdo.

❖ Si la relación termina y tienen hijos, recuerden que lo que se rompe el la unión de marido y mujer. La familia queda completa, con padre y madre e hijos, aunque esté desintegrada. Es importante que se intente en ver y experimentar que esta falta que rompió con el matrimonio, es una falta para la pareja, no para la familia, aunque necesariamente los hijos reciban golpes y la vida cambie totalmente en el futuro.

Recuerden:

❖ Permanecer juntos no es necesariamente sinónimo de éxito, ni tampoco de resiliencia. Cuando el tema del engaño se ha vuelto el centro de una unión, lo que la define, se podría decir que "el matrimonio puede sobrevivir técnicamente, pero la vida de pareja se muere".

❖ Es importante una aceptación por parte de ambos del deterioro que ha tenido la relación.

❖ Recuerden que es fácil, para la persona engañada, de permanecer en un rol de víctima. Esto tiene que ser impedido por ambos.

❖ Ambos esposos tienen que ser pacientes, la pareja infiel tiene que darle la oportunidad a su pareja de superar su resentimiento, y la pareja engañada tiene que trabajar en darle nuevamente un voto de confianza a su cónyuge (de lo contrario, qué caso tendría continuar las vidas juntos).

cómo superar una infidelidad, problemas de parejaProceso de recuperación de una infidelidad

Aunque no hay manera de determinar el tiempo que se requiere para que una pareja se recupere de una infidelidad, generalmente las parejas logran superar el evento después 1 o 2 años. Entre los factores que se relacionan con la superación de la infidelidad, están las habilidades de comunicación de la pareja, la tolerancia al conflicto, la capacidad para la honestidad, responsabilidad personal, y principalmente, que todavía haya amor en la relación. El amor es finalmente el motor que decidirá si la relación dará el paso o no hacia estado de bienestar nuevamente, en la que prevalezca la confianza otra vez.

La recuperación presenta generalmente las siguientes fases:

Fase del trauma: se caracteriza por el estado de shock de la persona víctima, experimentado como un golpe muy fuerte en forma de trauma emocional al descubrir que su pareja le engaña. Él o ella pueden sentirse enojados, desolados, vengativos y sin esperanza. Esta fase suele ser una montaña rusa de emociones, que va de sentimientos de pérdida y angustia a enojo intenso y frustración, y suele estar acompañado de mucha confusión, indecisión y conflictos constantes.  En la mayoría de los casos, ambos en la pareja luchan por entender qué ha pasado y cómo encontrar una solución al problema, por lo que tienden a experimentan también síntomas físicos como pérdida de apetito y pérdida de peso.

Fase de entendimiento: es el tiempo en que las parejas empiezan a examinar las formas en que pueden asimilar por un lado las consecuencias negativas que están viviendo de la infidelidad, y por otro, lo que ocasionó la infidelidad. Esta fase incluye ejercicios, exploración de los puntos de vista que ayuden a reducir la tensión cotidiana que resulta de no entender qué ha pasado, de la persona afectada por la dificultad de manejar el dolor por el golpe recibido, y de la persona que cometió la infidelidad, por el manejo de la culpa, que puede llegar a atormentar en la medida en que no se ve fin al problema (y que sin embargo  tiene que ver con una paciencia que forma parte de la deuda de la persona que engañó).

Asimilación del problema: Este es el momento en que inicia el trabajo de superación de la infidelidad. En la medida en que se logra entendimiento de lo que ha sucedido, las causas y las formas adecuadas de lidiar con el reto que tienen frente a ellos, las emociones devienen más manejables, y ambos pueden enfrentar el problema encaminándose en una dirección correcta hacia la solución. Necesariamente habrá altas y bajas en el proceso, en tanto que el manejo de la culpa y el resentimiento no es nada fácil en este tipo de eventos. Sin embargo, las parejas que sobreviven a esta etapa tienden a superar completamente la infidelidad, encontrando no solo la manera de salir adelante después de un golpe tan duro, sino también fortaleciendo la dinámica que solía tener la pareja antes del problema.

Infidelidad y divorcio: ¿qué pasa cuando no es posible salvar la relación?

superar una infidelidad para evitar separaciónMatrimonio y divorcio

La mayoría de las parejas sienten que una infidelidad acabaría con su matrimonio, antes de que ocurra de hecho. No pueden imaginar vivir con alguien que ha sido desleal. Pero lo que las personas piensan que van a hacer, no es usualmente lo que hacen en este caso. Sorprendentemente, después de que se disipa la bruma, la mayoría de las parejas tendrán disponibilidad de esforzarse para reconciliarse.

¿Tendríamos que divorciarnos después de una infidelidad, en nombre de la dignidad?

No necesariamente. Antes de tomar una decisión de divorcio, es necesario atender otras cuestiones, de las que dependerá el bienestar tanto individual como el de la pareja, de forma independiente de si continúan juntos o no. Hay quienes afirman que se trata de una cuestión religiosa, el estar educados a respetar el matrimonio, y que lo más recomendable es divorciarse. Sin embargo, tenemos que tener presente que si bien antes se sufría de una presión social a no divorciarse, en general era mal visto y las parejas podían soportar una vida muy insatisfactoria por mantener la apariencia de matrimonio feliz, en la actualidad, en cambio, podría existir el riesgo contrario de una presión social adivorciarse. En resolver las dificultades en la vida de pareja con una separación definitiva. Y ciertamente es una opción válida y en ocasiones la mejor, sin embargo es conveniente explorar otras salidas antes de tomar tal decisión, y principalmente no actuar simplemente por presión.

¿Y cuando los engaños son repetitivos?

Es evidente que si después haber pasado por la crisis de una infidelidad y por una reconciliación exitosa, la pareja reincide y vuelve a ser infiel, el problema se complica, y es necesario reconsiderar las opciones más radicales que implican una separación o un divorcio. Lo que está en juego  en estos casos es la disponibilidad de parte de la pareja: qué tan sincero es al esforzarse en reparar esto. La reincidencia en otras infidelidades puede entenderse como un mensaje de la pareja, de que no es capaz de comprometerse. Sin embargo, existen casos en que cabe una nueva oportunidad, en la medida en que se identifiquen esfuerzos sinceros de ambas partes para superar la dificultad. Es necesario insistir en que solo si existe amor en una pareja se podrá superar una dificultad de este tipo. Si no es posible identificar con claridad que existan esfuerzos sinceros por parte de la persona que ha sido infiel, muchas veces no conviene seguir juntos. La terapia les ayudará a definir si estos esfuerzos están encaminados en una dirección que puede ser favorable para la relación, o si existe realmente incapacidad de parte de alguno de los dos para "cambiar", y lo más recomendable sea una separación.

Aquí, podríamos decir, que el sentimiento de enojo, de resentimiento son emociones que están diciéndole a la persona que no es buena idea continuar en la relación. Sin embargo, afirmamos esto siempre y cuando se tenga en cuenta el contexto en el que se ha trabajado y superado el primer acto de infidelidad. Es decir, que depende en cada caso de su singularidad.


 

Consulta aquí a un psicólogo acerca de tus dudas o preguntas sobre nuestras terapias. 


 

UBICACIÓN

San Francisco 656, int. B - Planta Baja, Col. Del Valle Centro, Ciudad de México, Distrito Federal..

HAZ UNA CITA

Llámanos: 5709-1107

Email: [email protected]

HORARIOS

Atención psicológica en horario continuo de lunes a domingo de 8:00am a 10:00pm

Preguntas frecuentes

Encuentra aquí las preguntas frecuentes respecto a nuestros servicios y a la psicología en general.